Real Monasterio de Santa Ana

Real Monasterio de Santa Ana
El Real Monasterio de Santa Ana terminó de construirse alrededor del año 1350. Aunque en la segunda mitad del siglo XVI, se reformó casi por completo y borrando casi toda huella del templo original. Posteriormente, se reformó el coro y la escuela de Francisco de Mora.

Destacan las tres alturas de su claustro, la austeridad de su fachada con una espadaña de ladrillo y el retablo de Manuel Escobado que data de finales del siglo XVIII.

El interior del monasterio es una única nave cubierta con bóveda de pañuelo y dividida por arcos de medio punto de granito.

El Real Monasterio de Santa Ana fue declarado Monumento Nacional en 1982 y actualmente, alberga las dependencias administrativas de la institución autonómica.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR